Andrés Robalino: Proponemos buscar un socio estratégico para Campo Amistad y Bajo Alto para provisión de gas natural | Economía | Noticias


Andrés Robalino: Proponemos buscar un socio estratégico para Campo Amistad y Bajo Alto para provisión de gas natural | Economía | Noticias

Quito –

Andrés Robalino, director ejecutivo de la Cámara de Industrias de Cuenca, explica la situación actual del suministro de gas para varias empresas de cerámica, línea blanca y plásticos del país, y especialmente de esa ciudad. Las empresas hicieron inversiones de hasta $90 millones para producir con gas natural, pero no tienen una eficiente provisión.

Su propuesta es que el Gobierno busque un socio estratégico que explore Campo Amistad y realice las adecuaciones necesarias a la planta de Bajo Alto. Piensan que es importante apoyar la producción nacional de este combustible, y no solo tener en el mapa la opción de la importación.

¿Cuál es la perspectiva de la Cámara frente a la viabilidad de uso de gas natural para sus industrias?

Nuestra Cámara está interesada en el suministro de gas natural, pues de las trece empresas que usan gas natural a nivel nacional once son afiliadas a esta Cámara. Se trata de un proyecto de muchos años atrás. En realidad el tema de gas fue propuesta de la Cámara en 2005 o 2006, con la información de que había gas natural en el golfo. En ese tiempo no conocíamos de Campo Amistad, pero sabíamos que Perú y Colombia tienen el recurso, por lo que es lógico que Ecuador también. Lamentablemente, el Gobierno anterior no supo explotar de manera correcta y construyó la planta de licuefacción de Bajo Alto, que poco tiempo después presentó problemas y que este Gobierno tampoco ha mejorado. Esto ha llevado a que no se hayan cumplido los contratos entre Petroecuador y las empresas.

¿Qué establecían esos contratos?

Las empresas firmaron contratos de suministro de gas natural, con base en la necesidad de cada empresa. Las más pequeñas solicitaban una menor cantidad, mientras que las más grandes, como Rialto, Graiman y Ecuacerámica, pedían cantidades mayores. Sin embargo, no vamos a demandar por falta de suministro, pero si hacemos la propuesta de que se busque recuperar la planta, entendemos que se requiere un socio estratégico.

¿Las empresas hicieron inversiones para producir con gas natural?

Desde 2013, con el anunciado cambio de matriz energética, las trece empresas debemos haber hecho inversiones de entre $80 millones a $90 millones en plantas de regasificación que se requerían para recibir el gas natural licuado de Bajo Alto.

¿Pero han estado recibiendo gas, aunque sea un porcentaje, o les ha tocado pasarse a otros combustibles?

Se ha estado recibiendo en promedio desde hace tres o cuatro años un 50 % de la capacidad de la planta. Cuando recién pasamos a amarillo en Cuenca, volvimos a recibir esa cantidad, pero a mediados de junio se paró por problemas técnicos, ahí bajó a cero la provisión. A algunas empresas les ha tocado cambiarse a producir con diésel con gas licuado de petróleo (GLP). Por suerte, las planta de gasificación las hicieron de doble uso. La producción no está solamente anclada a gas natural. Sin embargo, volver a esos otros combustibles encarece mucho los costos de producción.

¿Cuál es la propuesta entonces?

La propuesta que hemos hecho es que ya que se ha conocido de informes de Petroecuador y Petroamazonas que indican que existe gas en Campo Amistad se busque un socio estratégico para que realice procesos exploratorios en Campo Amistad y que ponga a punto la planta de licuefacción. Si aún se tienen que comprobar técnicamente los informes de Petroamazonas y Petroecuador, esto también lo podría hacer un socio estratégico, pues entendemos que el Gobierno al momento no tiene recursos para ello. La cuestión sería no tener a la importación de gas natural como la única opción, sino también procurar una explotación local.

¿Ustedes como industria podrían invertir o es el Gobierno el que debe buscar?

Es difícil pensar que en la situación actual, las empresas piensen invertir en una planta que requiere un gasto importante, pero pensamos que en este paquete de búsqueda de inversionistas extranjeros que lo está llevando el ministro de Producción, Iván Ontaneda, se puedan incluir al Campo Amistad y la planta de licuefacción de Bajo Alto.

¿Ya han logrado hablar con el ministro René Ortiz, a quien ustedes pedían una cita?

Hablé con el ministro Ortiz telefónicamente, me comentó que ellos están conscientes de la situación de Bajo Alto. También confirmó que no tienen la capacidad económica y que podrían buscar un socio estratégico internacional. Sin embargo, sobre el gas de Campo Amistad dice que el estudio de Petroamazonas no tenía toda la información y que se reuniría conmigo para informarnos sobre la situación del Campo Amistad y conversar sobre un socio estratégico.

¿Cuál es el papel en todo este esquema de la planta Vesubio, de propiedad del Grupo Eljuri?

De lo que tengo entendido es una planta que haría competencia a Bajo Alto. Tengo entendido que deben obtener permisos, pero al no ser afiliada a la Cámara, no tengo mayor información al respecto. (I)

Víawww.eluniverso.com