La nómina del IESS cae por primera vez en doce años | Política | Noticias


La nómina del IESS cae por primera vez en doce años | Política | Noticias

Quito –

La abultada nómina del personal del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) empieza a reducirse de a poco.

Durante el 2019 salieron 2034 personas. A diciembre de 2018 el número de funcionarios era 38 650 y para diciembre de 2019 esa nómina ya se redujo a 36 616, según la página web de la institución.

Así se empieza a redireccionar la tendencia al alza que se había mantenido durante el gobierno anterior, cuando se triplicó el número de empleados, al pasar de 10 134 personas, en enero de 2007, a 30 530 en abril del 2017. Durante esta década, el IESS estuvo en manos de Ramiro González, Fernando Cordero, Hugo Villacrés y Richard Espinosa. Este último continuó en los primeros meses de la administración del presidente Lenín Moreno.

La tendencia incremental continuó inclusive en el actual Gobierno, y de manera importante hasta diciembre del 2018 (en las administraciones de Espinosa, Jaime Garzón y Manolo Rodas), cuando el listado llegó al récord de 38 650 empleados. Esta cifra es equivalente a cinco veces la nómina de Petroamazonas; o 75 veces la del Ministerio de Finanzas.

Ahora, la primera reducción en doce años se da durante la administración de Paúl Granda, según un comunicado de la institución, “como resultado de una serie de procesos para optimizar el recurso humano, en función del mejoramiento de la atención a los asegurados”.

La reducción generó un impacto en remuneraciones, salarios, decimotercero, decimocuarto y fondos de reserva. En el 2018 estas partidas sumaron $712 millones, y en el 2019 fueron $668,6 millones. El año pasado se cancelaron liquidaciones por $70,6 millones, de acuerdo con los registros de la Subdirección Nacional de Gestión de Talento Humano.

Granda, presidente del Consejo Directivo del IESS, explica que se retiraron funcionarios del área administrativa. Y asegura que al momento hacen el estudio de plantilla óptima para el área de salud.

De acuerdo con Henry Llanes, vicepresidente de la Asociación de Afiliados, Jubilados y Pensionistas de Pichincha, el engrosamiento del personal se dio porque todos los presidentes del IESS entraron al juego de incorporar personal por intereses clientelares. Cada vez que entraba un nuevo funcionario se podía ver la salida de varios empleados, pero también el ingreso de miles más.

Recuerda que Richard Espinosa incorporó a 25 557 personas al IESS; Ramiro González 25 350 empleados y le sigue en el ranking, Víctor Hugo Villacrés con 11 924. En cuarto puesto, Fernando Cordero con 6545 funcionarios.

Contando entradas y salidas, se ve cómo en los diez años del correato subió el número de empleados en unos 3000 por año. Mientras entre mayo del 2017 y diciembre del 2018 el alza fue de 8000 empleados.

Pese a la baja de la nómina, Llanes considera que esta sigue muy alta, pues dice que en Estados Unidos hay apenas 3000 empleados para manejar una seguridad social que cubre a 200 millones de personas.

Jubilación, uno de los ejes para nuevo ajuste

En este 2020 el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) continuará con la optimización de su plantilla de personal, siguiendo ejes, explicó la entidad de Seguridad Social en un pronunciamiento oficial.

En primer lugar se cumplirá con los procesos de jubilación para quienes decidan acogerse. En segundo término se hará un análisis para cumplir la normativa 80/20 que significa que deben existir 80 % de empleados con nombramientos y el 20 % con contratos ocasionales.

También se hará un análisis de las estructuras organizacionales y de sus carteras de servicio, respecto de las unidades médicas. Se verificará el cumplimiento de perfil de puesto de cada empleado.

Entre tanto, el IESS también explicó cómo fue que entre mayo del 2017 y diciembre del 2018 la nómina se incrementó en 8000 personas. La entidad señaló que se emitieron nueve resoluciones, cuyas fechas van desde octubre del 2016 a mayo del 2018, en las que se aprobó el incremento de personal, especialmente para el sector salud. Así se aprobó la reestructuración, creación y recategorización de varias casas de salud, entre estos los hospitales de Los Ceibos, Machala, Manta, General Sur de Quito y centros de salud de Zaruma, Cuenca, Bahía, Cañar, entre otros. (I)

Víawww.eluniverso.com